Historia de la medicina hiperbárica

16 enero 2020 | CentroGF |

Historia de la Medicina Hiperbárica

Los primeros datos de la oxigenoterapia hiperbárica (OHB) datan de hace 300 años, aunque los documentos y testimonios anteriores a 1961 tienen solamente valor histórico o anecdótico, también es importante conocerlos para entender la historia de la medicina hiperbárica.

 

Entre 1837 y 1877 en varias ciudades de Europa (Berlín, Ámsterdam, Bruselas, Londres, Viena y Milán) se abrieron los llamados Centros Neumáticos» entre los que sobresalió el fundado por Bertini en Montpelier.

En 1837 el cirujano francés Charles Gabriel Pravaz construye una cámara hiperbárica capaz de tratar 50 pacientes.

En 1879 el cirujano francés Fontaine, construye un quirófano sobre ruedas, que podía presurizarse. En este quirófano fueron realizados más de 20 procedimientos quirúrgicos usando el óxido nitroso como anestésico.

La experiencia de Fontaine con la cirugía hiperbárica, corresponde al periodo semi científico del uso del aire comprimido para los fines terapéuticos, ya que él escribió el primer artículo sobre el uso del aire comprimido como un método coadyuvante en cirugía.

En 1921 Orville J.Cunninghan, profesor de anestesia en la Universidad de Kansas (Kansas City), usa la presión parcial elevada de oxígeno para tratar estados hipóxicos, observando que pacientes con problemas cardiacos y alteraciones circulatorias, que se sentían mal viviendo en las montañas, mejoraban a nivel del mar, por lo que considera que aumentar la presión puede ser beneficioso para estas personas.

Cunningham se demostró a si mismo que su concepto era cierto y construyó una cámara de 26,84 metros de largo y 3,05 de diámetro y empezó a tratar diferentes enfermedades, la mayoría de ellas sin ninguna base fisiológica para aquellos tiempos.

Trato al Sr. Timkin, de una enfermedad renal, en la cámara hiperbárica, curándolo y este agradecido construyo una cámara de 5 pisos y 19,5 m de diámetro siendo la cámara más grande que había existido hasta ese momento.

Este hospital de bola de acero, ubicado en Cleveland (Ohio), tenía dentro un cuarto para fumadores en el último piso, comedores y cuartos individuales. En este hospital se presurizaba hasta a 3 ATA.

hospital de bola de acero-Hospital Hiperbárico Cunningham
Hospital Hiperbárico Cunningham

En 1930, la Asociación Médica Americana y el Colegio de Médicos de Cleveland, por no tener ninguna justificación científica como base de sus tratamientos, le obligaron a cerrar su hospital. Lamentablemente, la «bola de acero”, fue desmontada durante la Segunda Guerra Mundial, para usar el material.

Camara hiperbarica antigua
Asociacion Medica Americana y el Colegio de Medicos de Cleveland – Medicina Hiperbarica

La historia de la Medicina Hiperbárica Científica empieza con dos nombres: Paul Bert (1833- 1886) y John Scott Haldane (1860- 1936).

Bert

En 1878, Paul Bert publicó la obra La Pression baroméetrique: recherches de physiologie expéerimentale, donde describe los resultados de someter al organismo a variaciones de la presión atmosférica y de la presión de oxígeno. Se refiere también a la hipoxia y a la hiperoxia.

Paul Bert y Scott Haldane
Paul Bert y Scott Haldane – Medicina Hiperbárica

Haldane

John Scott Haldane fue un fisiólogo escocés al que se le consideó el padre de la Teoría de la Descompresión moderna.

Los estudios del científico Haldane, que fue el primero en aplicar la ciencia para predecir los resultados de la descompresión, y sus métodos son la base de casi todas las teorías de la descompresión que conocemos en la actualidad.

Haldane fue el fundador de la revista «Journal of Hygiene» en la que en 1908 publicó el primer juego de Tablas de Descompresión de la historia.

Tras años de estudios, las conclusiones a las que llegó fueron aceptadas en todo el mundo, llegando a convertirse en base de las operaciones de los buzos en Gran Bretaña y también en otros países.

La U.S. Navy en 1912 también las adoptó las conclusiones de los estudios de Haldane como base para sus operaciones de buceo, haciéndolas prevalecer hasta 1956.

maquina de descompresion de Haldane
Maquina de descompresion para medicina hiperbarica de Haldane

Cronología de la Medicina Hiperbárica

El siguiente cuadro muestra la cronología de la Medicina Hiperbárica.

cronologia medicina hiperbarica

Medicina Hiperbárica en la actualidad

En los años 50 del siglo pasado, los cardiocirujanos, entre ellos el Dr. Christian Barnard empezaron a utilizar el oxígeno hiperbárico, en las intervenciones de valvulopatías congénitas o adquiridas y en la enfermedad coronaria, ya que necesitaban aumentar la presión parcial del oxígeno en sangre.

El uso científico moderno de la cámara hiperbárica se inicia con los trabajos del Dr. Ite Boerema, Profesor de Cirugía en la Universidad de Ámsterdam, quien propuso usar el oxígeno hiperbárico para aumentar la tolerancia al paro cardíaco por los pacientes.

condecoran a un hombre
Doctor Ite Boerema – Medicina Hiperbarica

El Dr. Churchill Davidson, en Inglaterra, fue el primero que en 1955 empezó a aplicar la oxigenoterapia hiperbárica para potenciar el efecto de irradiación en los pacientes oncológicos.

Las primeras investigaciones se llevaron a cabo en animales utilizando el tanque hiperbárico de Dan Helder.

Los investigadores comprobaron que los cerdos que inhalaban oxígeno a una presión de 3 atmósferas podían sobrevivir durante periodos de 15 minutos, con solamente 0,4% de hemoglobina, ya que sus cuerpos se saturaban de oxígeno disuelto en plasma, y cuando volvían a presión atmosférica y se les restituía la sangre extraída, los animales seguían viviendo.

Sobre este experimento Boerema publicó un artículo con el título «La vida sin sangre». La repercusión de este experimento fue trascendental.

Se demostró que el contenido de oxígeno del plasma sanguíneo aumenta veinte veces si se inhala a una presión de 3 atmósferas.

En 1959, se construyó en el hospital Wilhelmina Gasthuis de Ámsterdam una gigantesca cámara de acero que albergaba en su interior un quirófano de 3,5 x 5,5, un pequeño armario para instrumental y una antesala donde los médicos y enfermeras se sometían a la compresión o descompresión. La hiperpresión de 3 atmósferas se lograba en 12 minutos.

La aplicación de la oxigenoterapia hiperbárica (OHB) se utilizó con éxito en el tratamiento de la gangrena gaseosa, ya que el aumento de la presión parcial de oxígeno en sangre destruía a los organismos anaerobios.

El 25 de octubre de 1960 fue tratado el primer paciente con gangrena gaseosa en cámara hiperbárica este hospital de Ámsterdam.

Boerema también utilizó la oxigenoterapia hiperbárica (OHB) para revitalizar colgajos de piel en poli traumatizados, fracturas complicadas y casos de congelación.

En 1662 el clérigo británico Henshaw (fisiólogo y médico) intuye que el aumento de la presión del aire podría aliviar algunas lesiones agudas, aunque todavía no existía ninguna razón científica para aplicar este tratamiento.

Con los conocimientos actuales, podemos deducir que la cámara de Henshaw, a la que llamó «Domicilium», no modificaba demasiado la presión, pero fue la primera.

La idea de Henshaw fue posteriormente aplicada en diferentes países de Europa para mejorar la salud con los «Baños de Aire Comprimido», como se llamaba esta terapia entonces.

La gente respiraba aire, no oxígeno, pero aumentando la presión del aire, sube la presión parcial de oxígeno. Este aumento resultó ser beneficioso, pero todavía no entendido por los médicos que aplicaban las sesiones de cámara.

El desarrollo de la oxigenoterapia hiperbárica (OHB) en la antigua URSS fue muy importante gracias al cardiocirujano Dr. Nikolai Amosov y el Dr. Boris Petrovsky, también cardiocirujano y Ministro de Salud Pública en la URSS.

doctor Nicolai Amosov
Doctor Nicolai Amosov – Medicina Hiperbárica
doctores cirujanos operando en quirofano
Doctor Boris Petrovsky -Medicina Hiperbárica en Rusia

En 1974 se crea un baro centro en Moscú, con 6 cámaras multiplazas dentro del Instituto Científico de Cirugía Clínica y Experimental, en este centro entre 1974 y 1990 se realizan más de 1000 intervenciones quirúrgicas cardiacas y vasculares.

Contraindicaciones de la Medicina Hiperbárica

En los experimentos realizados por Paul Bert en 1878 pudo comprobar que respirar elevadas presiones parciales de oxígeno acaba por provocar convulsiones lo que se puede considerar una contraindicación de la Medicina Hiperbárica.

 

Este envenenamiento o toxicidad que sufre el Sistema Nervioso Central (SNC) también es denominado intoxicación aguda por el oxígeno o efecto Paul Bert.


Comparte este artículo

Deja un comentario


Artículos relacionados

Centro de Rehabilitación Villaviciosa de Odón

Centro de Rehabilitación Física y Neurológica en Villaviciosa de Odón
camara hiperbarica

Indicaciones de la Medicina Hiperbárica

Cámara Hiperbárica Madrid

¿Qué patologías trata? ¿Qué beneficios obtengo? ¿Está indicado para mi caso?

Contáctanos sin compromiso para informarte sobre tus dudas concretas. Un médico especializado estudiará tu caso médico para planificar un tratamiento que te permita mejorar tu calidad de vida.